La vuelta a lo natural, a los materiales que nos ponen en contacto con el entorno, es una de las tendencias que continúan al alza este año. Y la piedra natural, el elemento perfecto para crear ambientes únicos, ya que la solidez de este material aporta un toque diferente con mucha personalidad.
La versatilidad de este material, que hoy podemos encontrar en múltiples formas, es otra de sus ventajas. Una buena muestra de ello es Anjasora, la empresa colaboradora de Keragres que cuenta con uno de los mejores catálogos del mercado, incluyendo piedras combinadas con cristales decorativos, mosaicos y revestimientos de piedra flexible retroiluminada, entre otras opciones.
El abanico de posibilidades que proporciona la piedra natural y sus derivados permite que podamos utilizarla en dormitorios, cocinas, baños y, por supuesto, exteriores. Tan solo hay que encontrar la forma en que logre el efecto que deseamos y decantarnos por ella.

Paredes, muebles, encimeras, suelos...
Una de las principales tendencias en dormitorios a lo largo de este 2019 han sido las paredes de piedra natural. Elegir una de las cuatro paredes para revestirla en piedra y combinarla además con techos de madera es la fórmula ideal para crear una atmósfera en la que lo sofisticado se integre a la perfección con lo rústico.
En cuanto a las cocinas, las encimeras siguen siendo las grandes protagonistas de la piedra natural, al igual que en los salones, los suelos, y también las paredes, acogen con gusto estos materiales. Respecto a los baños, seguramente son los que más posibilidades ofrecen permitiendo que la piedra esté presente en duchas, bañeras, lavabos o incluso muebles como los del lavabo, donde hay propuestas tan originales como la piedra de lava.
Si hablamos de exteriores, la piedra natural es la reina absoluta en toda la superficie, adaptándose a suelos y fachadas con facilidad.

Tendencias del momento
¿Qué novedades hemos encontrado este año en el mercado? El listado es largo, pero las piezas de mármol originales, con diseños únicos y también con incrustaciones en oro, se han colocado como primera tendencia al aportar un ambiente sofisticado y único a los espacios. Atrás quedan las superficies monocromáticas y lisas de otras temporadas. Ahora se apuesta por la naturalidad de las superficies.
En cuanto a los colores, predominan los tonos oscuros y también los colores tierra muy cerca de la elección de Pantone para 2019, porque ya avisó que reinaría el Living Coral. Sin embargo, el rey del mármol, que es el mármol blanco, continúa siendo protagonista a pesar de sus competidores en otros tonos. Aunque antiguamente estaba reservado para las grandes mansiones o palacios, se ha reinventado introduciéndose en los hogares a través de pequeños toques que dan otro estilo al espacio. Todo un clásico que se adapta a los nuevos tiempos.